Mazda de México, así como los clientes (en lo sucesivo “Las Partes”), para el cumplimiento del objeto de la presente Transacción, se comprometen a actuar con probidad y honradez, siempre con apego a la buena fe y a las costumbres, incluyendo en ello las prácticas de comercio; así mismo se comprometen a actuar con estricto apego a las disposiciones normativas aplicables a los actos jurídicos consecuencia de la Transacción. 

Igualmente, se comprometen a no proporcionar algún tipo de regalo, valor, dinero o dádiva, en dinero o en especie a persona, autoridad u organismo gubernamental alguno, con ninguna finalidad, especialmente la de obtener o mantener algún tipo de negocio o venta indebida o para ejercer influencia directa o indirecta, para corromper o realizar alguna acción legal y/o ilegal o ilícita (cohecho, entre otros), para obtener alguna sentencia favorable o cualquier otra ventaja, ya sea respecto a la materia de la Transacción y actos relacionados a la misma, sean de las partes o de terceras partes relacionadas con el mismo.

 Así mismo, las Partes declaran que los recursos que generan son obtenidos lícitamente mediante la realización de las actividades descritas en sus objetos sociales y que cumplen con las disposiciones aplicables en materia de anticorrupción y prevención de lavado de dinero, siendo estas la Ley Federal para la Prevención e Identificación de Operaciones con Recursos de Procedencia Ilícita, su Reglamento y las Reglas de Carácter General a que se refiere la Ley Federal para la Prevención e Identificación de Operaciones con Recursos de Procedencia Ilícita, por lo que en su momento las Partes aceptan intercambiar su información corporativa, personal y/o financiera y, previa notificación a la otra parte por escrito, proporcionar dicha información en los avisos que, sujetas a la legislación invocada, deben presentar a la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/pdf/LFPIORPI_090318.pdf